Corazones dulces

Corazones dulces

El año pasado escribí a los decepcionados por San Valentín. Este, traigo unos corazones dulces como postre. Me encanta planificar y buscar la forma de materializar mis ideas. Pensé en algo para compartir entre dos. El resultado es un compendio de varias recetas ajustadas para que su sabor sea armónico. Espero que, tengas o no con quien compartirlos, los disfrutes.

No entiendo por qué se incluye el chocolate blanco dentro del mundo del chocolate porque, para mí, no tienen nada que ver. Pero dejando eso a un lado, he hecho algunos experimentos con él y el resultado gusta. Si, estoy tan sorprendida como tú, así que dale una oportunidad y pruébalo en esta receta.

  • Ingredientes

    • Bizcocho de chocolate
    • 115 g harina de trigo
    • 60 g azúcar morena
    • 55 g mantequilla sin sal
    • 55 g leche entera
    • 10 g cacao en polvo
    • 3,5 g levadura química
    • 1 g sal
    • 1 huevo L
    • Bizcocho de fresas
    • 140 g puré de fresas
    • 125 g harina de trigo
    • 85 g azúcar morena
    • 60 g aceite suave
    • 5 g levadura química
    • 1 huevo L
    • Relleno
    • 150 g chocolate blanco
    • 150 g nata líquida 35% mg
  • Raciones: de 6 a 8

  • Duración: 1,5 horas

  • Dificultad:

Elaboración

Bizcocho de chocolate

Empezamos con los preparativos del primer bizcocho. Para ello pesamos los ingredientes, tamizamos la harina junto con la levadura y el cacao, encendemos el horno a 180ºC y finalmente untamos el molde con spray antiadherente o mantequilla y cacao.

Ahora batimos la mantequilla a temperatura ambiente durante un par de minutos y añadimos el azúcar. Cuando esté cremosa echamos el huevo ya batido previamente. Echamos la harina y la leche alternativamente: harina, leche, harina, leche y harina. Mezclamos la sal y repartimos la masa uniformemente en el molde.

Metemos en el horno a media altura durante 20 minutos. Comprobamos que está listo pinchando en el centro con un palillo que si sale limpio indica que ya está hecho. Sacamos y dejamos reposar 10 minutos antes de desmoldar, pasando luego a una rejilla para que se enfríe un poco antes de manipularlo.

Bizcocho de fresas

Mientras el bizcocho de chocolate se hornea preparamos el de fresas. Pesamos todos los ingredientes y tamizamos la harina. Para el puré de fresas, basta con limpiarlas y triturarlas en la batidora.

Batimos, a media velocidad, el huevo con el azúcar hasta que quede espumoso. Luego añadimos poco a poco el aceite hasta que se integre. Bajamos un punto la velocidad e incorporamos el puré de fresas, que batiremos para conseguir una masa homogénea. Reducimos otro punto en la velocidad y echamos la harina con la levadura tamizada. Batimos lo justo para mezclarla.

Para entonces, el bizcocho que estaba en el horno ya lo habremos sacado y desmoldado. Lavamos, secamos bien y untamos con spray o con mantequilla y harina.

Finalmente, vertemos la masa en el molde. Introducimos sobre la rejilla del horno en la segunda posición por abajo y dejamos 20 minutos. Pasado ese tiempo lo podemos pinchar por el centro y si sale limpio lo sacamos.

Una vez fuera del horno, dejamos 10 minutos sobre una rejilla, tras los que sacudiremos con cuidado el molde para que se despegue y poder dar la vuelta. Dejamos enfriar.

Corazones dulces

Relleno

En lo que esperamos que se enfríen los bizcochos para cortar los corazones, vamos a preparar el relleno. En un cazo con agua al fuego metemos un bol con el chocolate blanco. Cuando se empiece a derretir retíralo del fuego y remueve para que siga derritiéndose. Una vez lleve tres cuartas partes líquidas, saca la taza del cazo y termina el proceso. Añade ahora la nata, mezcla bien a mano y deja enfriar.

Para el toque decorativo, parte una fresa por la mitad e introduce solo una parte en la crema. Reserva. Mete el resto de la crema en el congelador media hora.

Cortamos los corazones del tamaño deseado. Yo conseguí dos grandes para compartir, tres medianos y tres pequeños.

Bate la crema a velocidad suave para que se monte. Ojo que se corta si bates mucho o muy rápido. Pasamos a una manga pastelera y cubrimos nuestro corazón de chocolate. Colocamos el de fresa y la decoración que habíamos reservado. Listo, ya tenemos nuestros corazones dulces para disfrutar. ¡Feliz día!

Notas
  • El molde del bizcocho mide 25 x 21 cm y 3,5 cm alto. 
  • Los cortadores de corazón miden: 5,7 x 5,5 cm el pequeño , el mediano 8,3 x 7,6 cm y el grande 10 x 9,7 cm.
  • Respecto al chocolate blanco descubrí uno con toque de vainilla y trozos de fresas que va estupendo para esta receta. Lo recomiendo. Si no lo encuentras, añade tú la vainilla, gana mucho.
  • Los ingredientes a temperatura ambiente salvo que se indique lo contrario.

Compártelo si te gusta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *